Recibe el resumen diario de noticias directo a tu correo electrónico.

¡ES CONTIGO, NICOLÁS! La contundente carta de una chavista a Maduro: “Le fallaste al Comandante”

Recuerdo cuando voté por mi comandante Hugo Chávez Frías, fue una época de celebración y fiestas, por la gran victoria de quien hoy ya no está con nosotros, dejándolo a usted, Nicolás Maduro, con una responsabilidad bien grande. En un principio pensé que usted podría manejar el país igual o mejor que Chávez, porque él le confió ese puesto con los ojos cerrados.

Chavistas-Decepcionados-Maduristas-Chavismo-Venezuela-05252014-10-800x533

Soy egresada de la Universidad Nacional Experimental de las Fuerzas Armadas (UNEFA), donde obtuve mi segundo título como Ingeniera en Telecomunicaciones, y estoy agradecida con Chávez por haberme dado la oportunidad de cursar mis estudios en dicha universidad. Pero me duele saber que mi hijo, quien también ingresó en la institución hace dos años, hoy no esté conmigo porque al salir de clases, un jueves por la tarde, dos hombres intentaron robarle su teléfono disparándole en la cara, como mi hijo se negó a entregar el celular, acabaron con su vida.

Maduro, ¿Quién demonios eres tú para haber convertido el país que mi presidente dejó en tus manos en este infierno? Te culpo hoy, y todos los días, por todas las muertes que ocurren a diario en Venezuela, por el dolor que sienten todas las madres a las que les fue arrebatado un sueño, por todos los niños que han fallecido por desnutrición ante la escasez de alimentos, por haber prometido a mi comandante continuar con su legado, pisándolo y escupiéndolo como te ha dado la gana, por la falta de medicamentos que hay en los hospitales provocando la muerte de miles de personas que solo deseaban seguir disfrutando de la vida, por los miles de compatriotas que decidieron abandonar su país porque les arrancaste su esperanza de un buen futuro en Venezuela, por el hambre, el miedo, la ignorancia, la destrucción, el odio, la apatía, la pobreza, el desempleo, las enfermedades, te culpo Nicolás Maduro, de todo lo que mi presidente Chávez una vez te dijo que no hicieras e hiciste.

Deseo con todas las fuerzas (de lo poco que me queda de vida, porque mi vida me la quitaste tú el día que mi hijo se fue de mi lado) que salgas del gobierno, que te metan en la cárcel por todos los crímenes que cometiste y sigues cometiendo, que sufras lo que hemos sufrido todos nosotros con este devastador gobierno, y que vivas también en carne propia lo que es pasar hambre Maduro, porque no soy solo yo la que tiene la nevera vacía, son todos los venezolanos los que perdemos peso aceleradamente. ¿Acaso crees que con las bolsas del Clap podemos comer toda una familia por un mes?, porque yo la veo una vez al mes, y ¿ sabes cuánto me dura Maduro?, 5 días, tan solo 5 días.

¿No te da vergüenza con mi comandante haberlo traicionado de esa manera?, ¿Dónde están tus principios?, me parece que se te quedaron en el autobús junto con la humildad el día que empezaste a subir escalones en el mundo de la política, hasta llegar a donde hoy estás, un puesto que te queda bastante grande, porque la ambición se apoderó de ti, haciéndote olvidar que las cosas “no duran para siempre”, y que tu hora ya se acerca.

A veces me pregunto, ¿por qué mi presidente Chávez te dejó a ti a cargo?, y la única respuesta que viene a mi mente es porque confiaba en ti, y tú te burlaste de sus intenciones destruyendo a mi pobre Venezuela.

Cada vez que mencionas su nombre, me hierve la sangre porque te queda grande Nicolás Maduro, y además, lo ensucias cuando lo dices, no deberías hacerlo más, porque ese hombre fue un santo, que se involucró con el pueblo entero, que supo llegar al corazón de los venezolanos, y nos brindó miles de oportunidades, cosa que tú nos quitaste con tu caótica presencia.

Observa, Nicolás Maduro, que en las concentraciones que convocas ya no asisten casi personas, porque todos estamos con Chávez, todos apoyamos el legado que quería Chávez, no este desastre que hiciste con el país, y por eso preferimos quedarnos en nuestras casas, y apagar el televisor, porque de nada sirve siquiera escucharte, porque cada vez que hablas ensucias con tus palabras la memoria de mi presidente.

Yo te pido Nicolás Maduro, que te fijes en lo que hay a tu alrededor, que sientas lo que está pasando, para que veas que lo mejor que puedes hacer es renunciar, porque si no lo haces tú, de igual manera la vida misma te sacará del juego.

A mi presidente, Hugo Chávez, le hubiese gustado decir esto, pero ante su falta, estoy yo, que me considero su hija, por haber crecido en esa revolución bonita, para defender su memoria.

Te recomiendo, no continuar fingiendo más, porque los chavistas de corazón sabemos la clase de persona que eres Nicolás Maduro, porque como Chávez, no hay ninguno.

Otra cosa, no voy a perder lo último que me queda de vida colocando mi nombre al final de este escrito, porque capaz y terminan matándome por expresarme así de tu persona, y aunque me hubiese gustado exponerme, no lo haré porque viviré para ver tu salida de este gobierno, y florecer el país que Hugo Chávez deseó hacer crecer.

Una chavista decepcionada más.

Publicado en Noticias al día y a la hora.

¡Siguen creciendo la lista de decepcionados! No olvide dejar sus comentarios.

¿Te ha interesado este artículo? Mantente informado con el mejor resumen de noticias de Venezuela directo desde tu teléfono celular descargando nuestras App Móviles para Android o iOS (iPhone/iPad).


TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR




¿QUE OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIO


Top