Recibe el resumen diario de noticias directo a tu correo electrónico.

¡HERMOSO! El tierno gesto del hijo de Nacho con un indigente que te partirá el corazón

Una vez más los hijos del cantante Miguel Ignacio Mendoza, mejor conocido como “Nacho”, le pusieron el corazón chiquitico a más de uno de los seguidores que han conseguido en medio de sus tremenduras, buenas acciones y ocurrencias.

Foto: NachoLaCriatura

Foto: NachoLaCriatura

El protagonista de la historia de esta vez es Miguel Alejandro, quien al parecer decidió seguir los pasos de su papá de ayuda hacia el prójimo. Mientras caminaba con su mamá, Inger Devera, cerca de su residencia en Miami, Miguel vio a un indigente al que decidió acercarse y posteriormente ofrecerle comida, reseñó El Nacional.

En Instagram el mismo Nacho público el dialogo entre el niño y su mamá, y hasta incluso ciertos comentarios de Federico, el hombre a quien quiso ayudar. Este post fue acompañado de una imagen del hombre con Miguel y Santiago, otro de los hijos del cantante.

Con la frase: Miguelito es más pequeño que su corazón, Nacho culminó su texto.

Aquí lo escrito por nacho junto con la imagen que publicó en su cuenta en Instagram:

M: Mami, mira, un señor acostado en la calle. CH: Sí, hijo, lo vi. M: ¿Él tiene familia, mami? CH: Debe tener, mi príncipe. M: ¿Por qué no duerme en la casa de su familia? CH: Eso no lo sé, hijo. M: ¿Él tiene hambre, mami? CH: No sé, hijito, quizás. M: ¿Le puedo preguntar? CH: Claro, Miguel M: Hola, señor, ¿cómo se llama? F: Hola, muchachito, yo me llamo Federico M: ¿Usted no tiene casa? F: Tengo muchas casas, ja, ja, ja; cualquier lugar es mi casa. M: ¿Mi casa también es su casa? F: Ah, no, tu casa es tuya. M: Yo le puedo prestar mi casa. F: Ja, ja, ja, gracias, Miguelito, no te preocupes, aquí estoy cómodo. M: Tienes hambre, Federico? F: Un poco, sí M: Mami, le podemos comprar comida a Federico. CH: Claro, hijito. Hola, Federico. F: Hola señora, tiene un hijito muy particular. CH: Eso me han dicho, ja, ja, ja M: Federico, te trajimos comida. F: Gracias, Miguelito. M: Mami, ¿nos puedes tomar una foto con mi amigo Federico? CH: No sé, preguntale a él F: Claro que sí, muchachito, pero yo no soy bonito y no me veo tan bien en fotos M: Yo creo que no eres muy feo pero sí te tienes que bañar. F: ja, ja, ja, lo sé. M: Chao, Federico, otro día te venimos a visitar ¿ok? F: Ok, Miguel, eres un buen amigo, no te voy a olvidar. Que Dios te bendiga. M: Mami, mami, Federico dijo que soy un buen amigo. CH: Federico tiene razón, hijito Mi Miguelito es más pequeño que su corazón.

A photo posted by Nacho "Miguelito" Mendoza (@nacholacriatura) on

¡Esto es lo que genera el buen ejemplo! Haznos saber qué piensas



TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR




¿QUE OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIO


Top