Recibe el resumen diario de noticias directo a tu correo electrónico.

¡LO QUE NO CUENTAN! KonZapata: El ministro de Finanzas le da la razón a Hausmann y Santos

El pasado martes el ministro de Economía, Finanzas y Banca Pública, Rodolfo Marco Torres, celebró al informar a los parlamentarios del Psuv y al país el cumplimiento de los pagos de la deuda externa.

Sin embargo, esta acción sólo da la razón a los economistas Ricardo Hausmann (actualmente en la mira del Gobierno por una conversación con Lorenzo Mendoza) y Miguel Ángel Santos quienes en septiembre del año pasado publicaron un artículo criticado por Nicolás Maduro titulado “¿Hará default Venezuela?” y planteaba que el Gobierno optaría por pagarle “religiosamente a Wall Street”, a cambio de “incumplirle a los 30 millones de venezolanos”, cuestión que en efecto ocurrió.

Marco-Torres-anuncios-economicos

“Hace un año, en este mismo recinto, informamos que mejoraríamos nuestro desempeño en materia de deuda. Hoy podemos decir: lo hemos cumplido”, dijo Marco Torres en la presentación de la Ley de Presupuesto para el Ejercicio Fiscal 2016 ante la Asamblea Nacional.

El funcionario informó que todos esos compromisos sumarán este año “aproximadamente 13 mil millones de dólares”. Entre otros pagos, detalló que en marzo se cubrió el Eurobono por 1.401,7 millones de dólares entre capital e intereses, que “de igual forma se hará” con el bono soberano 2016 que suma 1543,1 millones de dólares, y que ya se disponía de los recursos para cancelar el petrobono 2015 a finales de octubre por 1.448,3 millones de dólares y la “primera amortización” del Pdvsa 2017 a comienzos de noviembre por 2311,3 millones de dólares.

“El Gobierno bolivariano continuará honrando fielmente sus compromisos de deuda tanto a nivel nacional e internacional, lo cual demuestra la solidez y confiabilidad del Estado venezolano pese a las embestidas de las calificadoras de riesgo”, insistió Marco Torres.

Pero la deuda con los empresarios venezolanos no se saldó. Desde la Confederación Venezolana de Industriales (Conindustria) calculan que el sector manufacturero adeuda a sus proveedores en el exterior alrededor de 12 mil millones de dólares, prácticamente el mismo monto que debió gastar el Gobierno en el servicio de la deuda.

Esa mora de los empresarios con sus proveedores, causada a su vez por el retraso de las autoridades a la hora de liquidar las divisas, se ha traducido en la suspensión de líneas de crédito, caída en los despachos de materia prima y el consecuente desplome de la producción y la oferta de productos en el mercado nacional.

La industria procesadora de atún, las ensambladoras de vehículos y motos, las fábricas de electrodomésticos, la industria del plástico o la química, entre otras, han reportado recientemente paralizaciones o que trabajan a menos del 50% de su capacidad por la falta de insumos y la imposibilidad de contar con un sistema oportuno de asignación y pago de los dólares.

En su artículo, Hausmann y Santos sugerían una recomendación para evitar ese escenario, pero el Gobierno los desoyó y los economistas venezolanos tuvieron razón: el ajuste lo pagaron los venezolanos.

En su artículo señalaban: “Si las autoridades adoptaran políticas con sentido común y buscaran el apoyo del Fondo Monetario Internacional y otros prestamistas multilaterales, como lo suele hacer la mayoría de países en problemas, se le aconsejaría renegociar la deuda externa. De esa forma, el peso del ajuste se compartiría con otros acreedores, como ya ha ocurrido en Grecia, y la economía ganaría tiempo para recuperarse, particularmente en la medida que empiecen a madurar nuevas inversiones en las reservas petroleras más grandes del mundo. Los tenedores de bonos harían bien reemplazando sus papeles actuales por instrumentos de más largo plazo que se beneficiarían de la recuperación económica”.

Con información de La Patilla.

¡No olvide dejar sus comentarios!



TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR




¿QUE OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIO


Top