Recibe el resumen diario de noticias directo a tu correo electrónico.

¡TE LO CONTAMOS! Hasta dos años puede tardar un proceso de asilo de venezolanos en EEUU

Según el artículo escrito por Frank López Ballesteros para Diario Las Américas, el asilo se ha convertido en una dramática salida para cientos de venezolanos que llegan a diario a Estados Unidos huyendo de la crisis social y la persecución política que atraviesa Venezuela, bajo el Gobierno del presidente Nicolás Maduro. Los datos oficiales revelan que entre 2013 y 2014 se triplicaron las demandas de asilo en este país, mientras que en Europa la situación también inquieta.

Que los organismos de seguridad del Estado estén perdiendo el control de las barriadas y urbanizaciones, que la criminalidad convirtiera a Venezuela en el segundo país más peligroso del mundo, por detrás de la bélica Irak, y que la persecución política contra opositores por parte del chavismo esté exacerbada, fueron algunos de los tantos factores para que las autoridades de EEUU recibieran en 2014, 2.181 casos de asilos de ciudadanos venezolanos.

Venezolanos Perseguidos Políticos en el Exilio 02-09-2015

En primera persona

Este es el caso de Olga Fonseca, una venezolana de 42 años quien junto a sus hijos y esposo, abogado miembro del Foro Penal Venezolano, organización que brinda asistencia judicial en Venezuela, tuvo que salir en enero de este año de Venezuela ante las amenazas y presiones que recibieron por la defensa que hizo el letrado a favor de los estudiantes detenidos durante las manifestaciones de febrero de 2014.

“Estaba desesperada, pero tenía dos opciones: quedarme a esperar que todo se calmara, o que un día cualquiera amaneciera alguno de mis hijos o mi esposo muerto. La vida está primero”, relata Fonseca, quien ahora espera junto a su familia que Inmigración decida su suerte.

La cifra de asilos representa un incremento de 178% con respecto a 2013, cuando se conocieron 784 casos. Los últimos datos disponibles del Servicio de Ciudadanía e Inmigración de EEUU (USCIS) muestran que un grueso de esas demandas de asilo se presentó en el estado de Florida, lugar tradicional de la migración venezolana.

El mayor problema, advierten abogados y expertos, es que el alto volumen de entrevistas pendientes por la USCIS no permitirá conocer sino hasta en dos años si realmente estos miles de venezolanos que llegan en busca de asilo serán beneficiados.

Si se toma en cuenta que las entrevistas para el asilo pueden generarse al azar dentro de cinco meses luego de la presentación del caso, a dos años después, como viene ocurriendo, la estadística y fuentes judiciales muestran que un 80% de las peticiones ha sido aprobado, y sobre todo, sin ir a Corte de Inmigración, o asilo defensivo.

En septiembre pasado la División de Asilo del USCIS presentó un cronograma con nuevas fechas de audiencias de casos, argumentado entre los motivos el alto volumen de peticiones de asilo por parte de ciudadanos de todo el mundo.

Solo existen ocho oficinas de asilo en el país. Por ejemplo, en junio de 2015 la de Arlington condujo entrevistas para solicitudes presentadas en agosto de 2013. En el caso de Miami las citas programadas en principio para febrero de 2013, fueron atendidas en agosto de 2015, indicó la USCIS.

Penoso Top Ten

En los últimos diez años el Servicio de Inmigración recibió 8.561 casos de asilos de venezolanos, ubicándose desde 2005 en el top ten de las demandas en EEUU. Los primeros lugares los ocupa China, México y Guatemala. Hasta 2014 Washington recibió un promedio de 50 mil peticiones de asilo, y en 2013 otorgó 25.199.

Uno de los problemas de fondo que observan los abogados y bufetes en estados como Texas, Florida o California, es que la excesiva demanda de asilo de venezolanos ha creado un círculo vicioso de personas y grupos que no han sufrido ningún tipo de persecución política o están bajo un riesgo real de ser víctima del Gobierno, por lo que toman este recurso del derecho internacional como un puente para emigrar a Estados Unidos.

En los últimos años, y con mayor fuerza desde 2014 cuando estallaron las manifestaciones estudiantiles contra Maduro, estudiantes universitarios, abogados, periodistas, activistas políticos y militantes partidistas, son las principales víctimas de la represión gubernamental en Venezuela.

Para 2013, última data disponible, se concedieron a 608 venezolanos el asilo político de tipo afirmativo, es decir, el que otorga Inmigración directamente, y solo ese año se presentaron 784 casos que pudieron incluir uno o más individuos. Un año antes, se conocieron 595 casos.

En este sentido, las estadísticas oficiales muestran que el Gobierno estadounidense ha sido favorable en respaldar las tantas demandas de asilo por venezolanos, consciente de que el deterioro de la situación en Venezuela puede ser cada vez peor.

EEUU aceptó en 2013, 94.808 solicitudes de asilo y refugio, siendo las peticiones de venezolanos las que están en el primer lugar por América Latina seguido de los haitianos, colombianos y guatemaltecos.

La estafa por la vida

Diversas organizaciones religiosas en EEUU que durante décadas vienen prestando asesoría a los inmigrantes que buscan protección a través de asilo y refugio, ven cada día con mayor inquietud el volumen de venezolanos, sobre todo familias completas, que de forma desesperada quieren acogerse a este recurso.

“El problema es que muchos venezolanos de mala fe están timando a sus coterráneos ofreciéndoles asilos cuando realmente ellos no tienen la potestad de otorgarlos. Grupos de abogados ‘paralegales’, al margen de la ley estadounidense, cobran hasta 5.000 dólares por supuestas asesorías y trámites que al final terminan siendo una estafa. Se tienen que cuidar”, comenta bajo condición de anonimato un asesor de una Iglesia Cristiana que presta ayuda al inmigrante.

Al Viejo Continente

Pero si los “balseros del aire”, como se le ha apodado a los venezolanos, ven a EEUU como un punto clave para huir, el conjunto de los 28 estados de la Unión Europea (UE) también sienten el impacto de la situación, al ocupar Venezuela el segundo lugar de mayor demanda de asilo por parte de América Latina, como muestran cifras oficiales.

En 2014 los países de la UE recibieron 335 peticiones de asilo de venezolanos, con un repunte que se dio a partir de marzo, siendo España, Irlanda, Reino Unido, Francia y Suecia, los estados donde se introdujeron mayores demandas.

Mientras en enero de 2014 el conjunto de la UE acogió 5 solicitudes de asilos de venezolanos, en enero de 2015 se quintuplicó la cifra, y entre mayo y junio de 2015 se presentaron 100 casos, el doble de 2014 en el mismo período, muestran datos de la Oficina Europea de Estadística (Eurostat).

En plena crisis de refugiados que golpea a Europa por el éxodo de miles de personas procedentes de Siria e Irak, dos naciones azotadas por la guerra, la situación de los venezolanos es minúscula y exponencialmente distinta, pero no deja de inquietar que de los países de América Latina sea uno de los que más asilo están demandando sus ciudadanos en los últimos dos años, por detrás de Cuba (567 en 2014) y delante Colombia (320 en 2014).

Hasta julio pasado de Colombia, país que comienza a respirar vientos de paz tras 50 años de conflicto armado, salieron 130 ciudadanos buscando protección en algún país de la Unión Europea, mientras que de Venezuela lo hicieron 230 venezolanos queriéndose acoger al asilo político en el bloque de los 28.

No obstante, la situación hace dos años era distinta, ya que en 2013 unos 325 colombianos solicitaron asilo en la UE mientras 100 venezolanos lo hicieron ese mismo año.

La UE registró 210.000 nuevas solicitudes de asilo en el segundo trimestre de 2015, lo que significa 85 % más que en el mismo lapso de 2015, y un 15 % más que en los tres meses precedentes, dijo Eurostat.

Sea la lejana Europa o Estados Unidos a tres horas de vuelo entre Miami y Caracas, en una coyuntura en la que la descomposición social y económica de Venezuela arrastra a cualquiera de sus ciudadanos a un ritmo escalofriante, el éxodo de venezolanos a cualquiera de estos destinos bajo la misma consigna, “huyendo”, se hará más dramático en los próximos meses conforme el chavismo sea capaz de todo con tal de retener el poder en las elecciones parlamentarias de diciembre. De allí en adelante la historia será otra.

Frank López Ballesteros / Fuente: Diario Las Américas



TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR




¿QUE OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIO


Top